Recordatorio para usuarios de tarjeta DKV-FAMEDIC

Información relacionadas con aquellos usuarios de CoYSalud que disponen a título particular de la tarjeta DKV Famedic o DKV Famedic PLUS y quieran tramitar su baja.
Como sabéis, desde hace casi dos años somos entidades distintas, cuadros médicos distintos, web distinta, oficinas distintas…. por lo que no podemos intermediar para facilitar bajas de tarjetas solicitadas como particulares a DKV (o cualquier otra compañía), siendo responsabilidad directa y única del usuario tramitar la baja de ese servicio directamente siguiendo normas establecidas en tiempo y forma. También somos conscientes, de que muchos usuarios quieren mantener las dos tarjetas porque están contentos con ambas y según nos indican, les gusta disponer de los servicios (cuadros médicos) que ambas entidades ofrecen, por lo que cada uno es libre de contratar-conservar los servicios que estime oportunos.
 
Aunque a algunos de vosotros ya os lo hemos explicado incluso telefónicamente a título particular y os hemos indicado el proceder, volvemos a recordarlo para que los usuarios lo tengan en cuenta: disponer de la tarjeta COYSALUD no está vinculada a la baja automática de cualquier otro servicio que el usuario tenga contratado con otra compañía.
 
Cualquier compañía de seguro se rige según normas establecidas en la Ley del Seguro ( el 1 de enero de 2016 entró en vigor la Nueva Ley del Seguro, Disposición Transitoria Decimotercera de la Ley 20/2015 de 14 de julio de ordenación, supervisión y solvencia de las entidades aseguradoras y reaseguradoras), artículo 22 de La Ley 50/1980 de 8 octubre del Contrato de Seguro: «Las partes pueden oponerse a la prórroga del contrato mediante una notificación escrita a la otra parte, efectuada con un plazo de, al menos, un mes de anticipación a la conclusión del período del seguro en curso cuando quien se oponga a la prórroga sea el tomador, y de dos meses cuando sea el asegurador». Es por ello, que los usuarios que ya dispongan de algún seguro y quieran causar baja, tendrán que revisar su póliza o contactar con la compañía correspondiente para información sobre esta tramitación.
Lo normal es que si ya se ha cumplido el plazo para esta tramitación, el usuario deba asumir la cuota en curso y estar prevenido para solicitar baja en tiempo y forma, para la siguiente renovación.